OmShantiOm
Inicio Novedades Enseñanzas Estudios Glosario Links relacionados Contacto Buscar

Gautama, Maharishi

 

Vínculos de familia

Cónyuges/Hijos(as)::
1. Ahalya

Gautama, Maharishi

  • Consorte (1): Ahalya

   Otro nombre para Gautama, fue Gótama, Rishi.

  Descripción:

Uno de los sapta rishis, siete sabios, que crearon los Vedas.
También conocido como: Rishi Gótama.

  Observaciones y comentarios:

  • De acuerdo al capítulo 17 de la historia épica "El Kathasaritsagara", Gautama maldijo a su esposa Ahalya después de descubrir su romance secreto con Indra.
    La maldición pronunciada por Gautama fue la siguiente: "Mujerzuela, asume por mucho tiempo la naturaleza de una piedra, hasta que veas a Rama vagando por el bosque".



  • Sri Rama hace un milagro luego de exterminar a los demonios que molestaban al sabio Vishwamitra durante sus sacrificios:
    [...] Después de matar a los demonios, el Señor liberó a los brahmanes de sus miedos, y todos los dioses y sabios Le alababan.
    El Señor de los Raghus permaneció allí unos días y mostró Su gracia a los brahmanes.
    Y aunque el Señor sabía todo, los brahmanes movidos por su devoción, Le contaban muchas leyendas de los Puranas.

    Luego el sabio Le rogó amablemente: "Mi señor, haznos presenciar uno de tus actos".

    Al saber que había un sacrificio, el Señor de los Raghus acompañó al sabio con alegría.
    En el camino vieron una ermita sin ningún pájaro, animal o ser vivo.
    Al ver una losa en el suelo, el Señor preguntó al sabio qué era, y éste le contó toda la historia que aquello encerraba.

    "La esposa de Gautama, después de tomar forma de piedra bajo una maldición, busca sin cesar el polvo de Tus pies de Loto; sé misericordioso con ella, oh héroe de la raza Raghu."

    Con el simple roce de Sus santos pies, que disipan el dolor, apareció Ahalya, encarnación de la austeridad.

    Contemplando al Señor de los Raghus, gozo de Sus siervos, ella se quedó ante Él con las manos juntas.
    Su corazón desbordaba de amor, el vello de su cuerpo se había levantado, y era incapaz de decir nada.
    La bendita Ahalya se agarraba a Sus pies, y lágrimas caían de sus ojos.
    Serenándose luego, reconoció al Señor y por la gracia de Sri Rama, obtuvo devoción a Sus pies.

    Con palabras inocentes, comenzó a alabar al Señor:

    "Gloria al Señor de los Raghus, que es accesible mediante el Conocimiento espiritual.
    Yo soy una mujer impura, y el Señor puede santificar a todo el mundo, siendo deleite de Sus siervos.
    Oh enemigo de Ravana. Tú liberas a Tus devotos del temor del nacimiento; por eso busqué refugio en Ti.
    Por favor sálvame, sálvame.
    Mi esposo hizo bien en maldecirme, y yo le he dado las gracias por ello.
    He deleitado mis ojos en Sri Hari,Tú mismo, que está libre de la atadura de la existencia mundana.
    El Señor Sankara dice que verte es la Única bendición que existe.
    Señor, mi corazón es muy inocente; sólo quiero pedir una cosa.
    No quiero otro favor de Ti, maestro; sólo anhelo que mi mente continúe disfrutando siempre del amor por el polvo de Tus pies, como la abeja absorbe la miel del loto.

    El Señor misericordioso Sri Hari puso en mi cabeza los mismos pies de loto de los que salió el santo Ganges que Shiva lleva en Su cabeza y que son adorados por Brahma".

    Habiendo alabado así a Sri Hari, y postrándose una y otra vez a Sus pies, la esposa de Gautama se despidió del Señor, y con el fervor que tanto deseaba concedido, se dirigió llena de alegría al hogar de su esposo. [...]

    Gautama, + Ahalya.